Sobre la FE, los MITOS y las CREENCIAS.

FE

Hace unos días tuvimos en argentina la visita de Sri Sri Ravi Shankar, del cual a decir verdad no se demasiado, salvo que tiene una fundación que a nivel mundial recauda mucho y tiene (¿cuántos?) cientos de miles de seguidores repartidos en todo el globo.

No voy a hacer una valoración de sus ideas o enseñanzas, las cuales son desde mi modesto punto de vista placebos para el ánimo, pero es sólo una idea.

Me interesó mucho la movilización de quienes asistieron al evento, unas 150.000 personas nada menos, que adhieren a este extraño hombrecito, mezcla de gurú de los 60´s y estrella de rock, que les da en cursos técnicas de como meditar y respirar, pero que te mete en las consignas cosas como “la vida es mucho mejor si estamos en paz, y si estamos en paz la vida es mucho mejor”  O.o

Lo que me lleva a la inevitable pregunta:
¿En que cree esta gente? ¿cuáles son sus valores? ¿con que lineas morales se comprometen con sus afectos, conocidos, entorno y finalmente la sociedad que componen?

¿Si respiramos mejor y meditamos podemos alcanzar los objetivos de nuestras vidas, ya sean materiales, espirituales o de comunidades?

¿Tanto les falló las tradiciones judeo/cristianas que mayoritariamente existen en nuestro país con sus dogmas, preceptos y mandamientos que tratan de abrevar en culturas tan distintas como los motivos que las fundan, pero que toman de ellas “cursos” y así pretenden cambiar sus raíces y sus ambiciones menores tomando sol y respirando hondo?

MITOS

Hace poco tuve la oportunidad de ver (me la baje por torrents claro) una película/documental que me causó curiosidad el nombre y resultó ser un hallazgo.

Su nombre es “The people vs. George Lucas” (el pueblo vs. George Lucas) que al mejor estilo norteamericano, simula un hipotético juicio de los FANS (léase Geeks, Nerds, StarWarsdependientes de esos que sobran en el país del norte) al director de la saga de STAR WARS sobre el “crimen” de haber realizado las 3 precuelas (Episodio I – La amenaza Fantasma, Episodio II – El ataque de los Clones y Episodio III – La venganza de los Sith) que a sus entenderes, habían destrozado la “magia” de la trilogía original que fuera exibida por todo el mundo 30 años atras.

Además se le imputaron cargos graves por la resmasterización y retoque digital a los episodios IV, V y VI incluso reemplazando por el nuevo Anakin Skywalker al actor que figura en el final del episodio VI.

Estas acusaciones se basan en un simple hecho. “Desde que era niño estas películas fueron una guia de valores y espiritualidad para mi” afirma un FAN entrevistado. “La manipulación de esos valores es inaceptable, y de la más absoluta admiración pasé al odio más profundo hacia George Lucas”

Si un mito creado a partir de muchos otros mitos (el joven caballero que desconoce su linaje, la lucha del bien contra el mal, la capacidad del uso del poder absoluto y la redención y el perdón como final de escena) han servido como ejes morales y espirituales a cientos de miles alrrededor del globo (otra vez) es porque estas personas carecen de los elementos que la FE o la religión les provee, aún sin caer en conflicto con ellos y por otro lado sin ser escépticos o agnósticos.

Es conocida la anécdota de las muchas fichas de inscripción a las fuerzas armadas norteamericanas, en las que tanto hombres como mujeres, consignan como religión al ser consultados JEDI KNIGHT o LORD SITH según sea el caso. o.O

CREENCIAS

Hace unos días en Argentina vivimos una jornada de movilización popular y protesta social, que a nuestra forma se denomina “CACEROLAZO”. A diferencia de otras oportunidades este Cacerolazo se tradujo en una convocatoria a través de redes sociales como Twitter y Facebook desde hace casi una semana y convocaban a “manifestarse pacíficamente” contra una larga serie de reclamos y necesidades insatisfechas que atraviesan nuestra sociedad a pesar de la miopía, soberbia y oídos sordos que haga la Presidenta de la Nación y todo su gobierno.

Lo destacable de la jornada es que efectivamente sí fue una marcha pacífica y sin incidentes lo cual es muy bueno, pero además en todas las imágenes se mostraban horizontes de personas sin bandera políticas, solo pancartas con las protestas y banderas argentinas.

No voy a hablar de las relaciones gobierno oposición y la gente en el medio, sino de que fué, además de la protesta, lo que movilizó a cientos de miles (nuevamente, pero en nuestro país) sino de cuáles son las creencias que movilizaron a un grupo tan heterogéneo de personas y con tantas necesidades distintas.

Esa fuerza es la creencia de la transformación de la sociedad para todos sin exclusiones por clase social o capacidad económica.

Pero esa convicción, esa idea, esa creencia, aunque por el momento no tenga forma tangible de proyecto político de cara a las elecciones, tiene la fuerza de movilizar a buena parte de la ciudadanía y debería ser un llamado de atención al gobierno sobre lo que esto significa.

Los seres humanos tienen en general una profunda necesidad de creer. Si es la FE, en forma de Gurú, Cristo, Talmud, Buda o cualquier otra versión; si son MITOS, desde los provistos por películas, libros, herencias culturales o civilizaciones antiguas; o son CREENCIAS que sintetizan ideas, necesidades, injusticias o simplemente reclamos por una mejor calidad de vida, en todos los casos tiene como denominador común la búsqueda de la trascendencia por encima de nuestras modestas vidas.

Quizás solo sean esfuerzos vanos de negarse a la finitud de la vida, pero lo que resulta innegable es que es algo que nos rodea y nos involucra a todos como sociedad.

¿Ustedes que opinan? El debate esta servido señores…

5 Comentarios

  • Adrián,
    como ya lo hablamos, no estoy de acuerdo con la generalización que hacás:
    “Los seres humanos tienen en general una profunda necesidad de creer. ”

    Eso es cierto en la gran mayoría de la gente, pero no en toda. Hay gente que vive perfectamente sin esa necesidad de creer.
    Aparentemente la evolución favoreció a cerebros que tienen esa necesidad, pero por suerte la evolución también genera diversidad y hay personas sin el “gen de creer”.

    Después decís:
    “Si un mito creado a partir de muchos otros mitos [...] han servido como ejes morales y espirituales a cientos de miles alrrededor del globo”

    Esa descripción me parece tan adecuada para Star Wars como para el Cristianismo. El mito del nacimiento de una vírgen, la muerte y resurrección, etc., son todos elementos tomados de otras religiones anteriores.

    Saludos!

    • Avatar de Adrian Florenza

      Hola DrGen!
      A ver si empezamos a coincidir en algunos puntos.

      Abstrayéndonos de los Dogmas (recurso creado para en una palabra sintetizar el “haceme caso a lo que yo te digo y no me preguntes porque, ya que es verdad sólo por que lo digo yo y basta” (asi te forman en las escuelas católicas) es poco probable que una Virgen quede embarazada y de a luz un niño, sin al menos utilizar técnicas de fertilización asistida y aún no se (vos sos el médico acá) pero igual para la época que se presenta el hecho no es viable.

      Mi punto es la falta de sentido que la vida en si tiene para muchas personas, quizás para la mayoría que referís en tus palabras, y buscan rellenar ese vacío con algo más que la nada.

      Más allá de tu ironía, no observo substanciales diferencias en quienes profesan alguna Fe o Creencia que quienes no. Quizás estos últimos carguen con menos prejuicios que quienes son portadores de una insignia religiosa.

      Nunca te olvides que fue por causa de Dios (de un bando o de otro) que se han declarado guerras espantosas, por lo que si querés el no creer en un Dios, tiene su lado favorable por ahi; no darías tu vida en vano por algo que no crees, aunque tampoco recibirías 70 vírgenes en el paraíso…. jajajaj

      Abrazo

      • Decís: “Mi punto es la falta de sentido que la vida en si tiene para muchas personas, quizás para la mayoría que referís en tus palabras, y buscan rellenar ese vacío con algo más que la nada.”
        Creo que eso es correcto. El vacío, la inseguridad de la ignorancia sobre cuestiones fundamentales (de dónde viene la vida, para qué vivimos, existe algo después de la muerte?) es lo que lleva a muchos a creeer, a llenar esos vacíos o dudas con diferentes creencias. Es una especie de ansiolítico natural.
        Otros en cambio podemos vivir sin mayores problemas con esas dudas. De hecho, utilizamos esas dudas para indagar esas cuestiones fundamentales y de vez en cuando logramos alguna que otra explicación (por ej: orígen del universo o del hombre).

        En cuanto a las 70 vírgenes… quién te garantiza que se vayan a dejar tocar?! imaginate rodeado de ellas y que ninguna quiera dejar su condición! más que cielo… eso es un infierno! ;)

        • Avatar de Adrian Florenza

          jajajaj ese es buen punto, “dijimos 70 vírgenes, pero no 70 lacsivas virgenes”…

          En cuanto a lo otro que mencionas, hace poco vi en Discovery si no recuerdo mal, la serie de Hawking sobre el origen del universo, y sobre el final, cuando hablando del Big Bang y cuando llega a la conclusión que “antes del evento no hay nada, porque no existía el tiempo y por lo tanto no podría haber un “ANTES” deduce que no hubo un disparador del Evento por alguien o algo, simplemente ocurrió… descartando la idea que fuera Dios el que disparo ese Big Bang… por lo tanto Dios no existe…” la verdad es que me dió un poco de cosita…

          No hay Dios, y tampoco sentido a la vida ni destino cierto de la humanidad ni propósito para su existencia… ¿No suena triste planteado así?

          Recuerdo que pensé a este tipo le falta aprender como decir las cosas más amablemente…

          Igual porque esta idea sea verdad, así cruda o en un poema épico sigue siendo una verdad.

  • Uff, creo amigo Adrian que el tema en cuestión o los temas, mejor dicho, son demasiado profundos para encararlos así, como si habláramos de la calidad del papel del cachorrito por sobre la de la marca de los 70 metros.
    Creer lo que se dice creer, creo que todos lo necesitamos, aun en nosotros mismos, en la evolución del hombre, en un amigo imaginario, una roca sobre una avenida (patente pendiente), en seres fantásticos o hasta en el propio Goku.

    Yendo por parte, de Shankar lo único que a mi particularmente me resulta interesante su apellido, que coincide con un músico de renombre que toco hasta con los Beatles, este que vino a la argentina eventualmente dicen que toca algún instrumento pero no se sabe con precisión de que se trata xD.
    En cuanto a lo que hace, tuve hace unos años la oportunidad de trabajar con gente que impartía clases de Reiki y me llego alguna referencia de él de parte de estas personas. Luego leí varias notas acerca de su persona y sumado a lo que últimamente paso con lo de la evasión y la verdad no me interesa mas nada.

    Los cacerolazos…hmmm se me ocurre una sola cosa y no es un pensamiento propio sino venido de la pluma del maestro Borges: “No nos une el amor sino el espanto…”
    Y sabes lo que pienso de los rejuntes de “todos contra…”

    Lo de Star Wars es claramente una copia de la Biblia, ya que don Anakin nace espontáneamente de los midiclorianos en su santa madre, que de todas formas el Sr. Lucas tuvo la delicadeza de no anteponer el “santa virgen” al nombre de Shmi Skywalker. xD

    Bueno, ya que hablamos de vírgenes, me remito al único momento rescatable de la película de Uwe Boll basada en el juego “Postal”, donde los terroristas que están a punto de estrellar un avión en el Capitolio (el que finalmente, según dicen, los pasajeros estrellan en un bosque), discuten con su empleador acerca del numero de vírgenes que le aguardaran en la otra vida. “No se, a lo sumo serán unas 10, esta muy difícil hoy en día encontrar vírgenes…”

¿Tenés algo que decir? Vamos, animate y dejá tu comentario!